¡Ha llegado tu sección favorita! Descubrir interesantes secretos detrás de las obras más afamadas del mundo siempre será todo un deleite, ya que. a pesar de que llevemos años siendo admiradores del arte, los artistas históricos jamás dejan de sorprendernos.

En cada pincelada hay un misterio oculto que tardó años en salir a la luz, aquí te damos una muestra de ello.

1. "La noche estrellada". Vincent Van Gogh

Pese a lo que se pudiera pensar, Vincent no quedó conforme con el resultado de ésta obra. Así como lo lees, es sabido por todos que la realizó en un asilo al ver el amanecer, no la noche como muchos pensarían, sin embargo, en una carta que le hizo llegar a su hermano, menciona que que en realidad no le había gustado mucho el producto final.

Hoy es considerada una de las obras más famosas del autor.

 

2. “La persistencia de la memoria”. Salvador Dalí

Dalí fue un genio, de ello no hay discusión, debe ser por ello que se pensó por muchos años que la obra en cuestión era su manera gráfica de representar la teoría de la relatividad de Albert Einstein; no pudimos estar más equivocados.

Pese a que era muy probable que el autor le diera dicha connotación a su obra, lo que en realidad quiso destacar fue un pedazo de queso camembert que se había derretido por el sol.

Increíble pero cierto y si lo pensamos bien, muy probable viniendo de Dalí.

 

3. "La monda Lisa" Leonardo Da Vinci

Aunque el filme especulativo, El código Da Vinci, es bueno, el artista de hecho si escondió algunos secretos en sus trabajos más famosos.

La Mona Lisa es famosa entre las pinturas famosas, y es la pintura más visita del Louvre. Esta enigmática mujer tiene las iniciales del artista LV, pintadas en su ojo derecho, pero son microscópicas.

Sin duda alguna el arte jamás deja de sorprendernos y sobre todo la agudeza de los autores para ocultar mensajes en sus obras las cuales ya son impresionantes.

Síguenos para seguir descubriendo más del maravilloso mundo del arte.